Porque un carro automatico se apaga

Conducir un coche no es sólo ponerlo en marcha y manejarlo, también es una gran responsabilidad. Por ejemplo, el permiso de conducir, la capacidad de conducir con seguridad e incluso los conocimientos básicos de mecánica. Esto último implica una cuestión que puede sonar familiar: qué hacer si el coche se muere durante una carrera, y qué hacer si el motor se pone en marcha en el control y el coche se rompe. Si tiene estas preguntas, encontrará las respuestas a continuación.
¿El coche se apagó solo? Así es como sucede
Sistema de combustible
¿Su coche pierde potencia y se apaga solo? Si a su coche le cuesta arrancar y después de unos minutos pierde rápidamente la aceleración hasta que finalmente se cala, el problema puede estar en el sistema de combustible. En el mejor de los casos, el filtro de combustible está obstruido, en el peor de los casos – la bomba de combustible necesita ser reemplazado (en este caso, el combustible no llega al motor y no se puede iniciar). El inyector juega un papel importante, es responsable de una distribución más uniforme del combustible en el motor. Si los inyectores están sucios o dañados, el motor puede «calarse» o incluso fallar.
2. Instalación eléctrica
¿Se enciende la luz del motor y el coche se para? Es probable que el motor no esté recibiendo la señal eléctrica correcta. Si hay un problema eléctrico, verá una señal de advertencia en el salpicadero mientras conduce. El coche puede funcionar con esta «anormalidad» durante unos días hasta que finalmente se pare cuando menos lo esperes. En este caso, lo mejor es llevar el coche a un taller para determinar la causa de la avería, que puede ser desde un fusible fundido hasta un problema con el alternador (en este caso también se encenderá la señal de avería de la batería, los faros se apagarán y el motor perderá potencia).
Sistema de escape
¿Mi coche pierde potencia y se cala después de arrancar? Entonces, el sistema de escape podría estar jugando a los trucos. Puede tratarse de un problema en el que las bujías no producen la chispa correcta, el catalizador está bloqueado o dañado, o el sistema de escape no pasa gas y el motor se cala. Si el coche se detiene en medio de la marcha y luego comienza a frenar, llévelo al taller, ya que puede dejar al conductor en medio de la carretera.
4. Sobrecalentamiento del motor
Esta es la causa más común de que un vehículo se cale y estos son los síntomas que indican esta avería: se enciende la luz de revisión del motor y las lecturas de temperatura son anormalmente altas. Si el vehículo está en movimiento, lo mejor es detenerlo inmediatamente para evitar daños mayores en el motor. La causa del problema puede ser un lubricante de mala calidad, un sistema de aire bloqueado o un cigüeñal dañado.
5. Batería descargada
Una de las principales causas de que un vehículo se detenga o se cale es la batería. Hay varias razones por las que una batería de coche puede agotarse, pero estas son las principales
No es muy bueno.
Fin de la vida.
Sobrecarga.